Arthur Ashe, el afromericano que ganó de blanco

Arthur Ashe

El ex tenista y cineasta Ashok Amritaj anunció hace unos días que llevará la vida del ex número 3 de la ATP a la gran pantalla, dijo que quiere narrar su historia y la forma en que un hombre negro abrió camino en un mundo dominado por los blancos.

Este año se han “reactivado” protestas en contra de la discriminación por la que terminó muerto el jugador de básquetbol y rapero George Floyd. Hoy 5 de julio recordamos esto porque hace 45 años, Arthur Ashe hizo historia en Wimbledon.

Ashe fue el primer tenista afroamericano que ganó en este especial torneo donde por obligación se juega de blanco. En esa época el apartheid primaba con ese nombre en Sudáfrica, que permitía que los descendientes de colonos europeos tuviesen privilegios sobre la población negra y de otras maneras en el resto del mundo, es por esto que este día se convirtió en un evento histórico en el tenis y para los afro-descendientes.

Ashe no tenía muy buena coordinación de niño. Sin embargo, al entrar a la adolescencia esto cambió y comenzó a ser un gran tenista obteniendo el título del Estado y también jugando fútbol americano.

En 1963 obtuvo una beca de tenis en la UCLA y también fue el primer afroamericano que formó parte de un equipo de Estados Unidos en Copa Davis. Dos años después fue campeón individual del torneo NCAA norteamericana y fue una gran ayuda para que el equipo de su universidad ganara el título de 1965.

En 1969 se dedicó al tenis de forma profesional y ese año fue considerado el mejor tenista afroamericano después de ganar el Abierto de Estados Unidos (US Open) de 1968. En 1970 avanzó con el Grand Slam y en 1975 ganó Wimbledon.

 

Foto: ABN