La intermitente historia de La Roja con Adidas

Semana importante para la Selección Chilena, no solamente por el inicio de la triple fecha clasificatoria rumbo a Catar 2022, sino también por el anuncio de un nuevo sponsor técnico.

Tras el abrupto quiebre en la relación entre Quilín y la norteamericana Nike por –para variar- incumplimiento de contrato y que puede llegar hasta las cortes internacionales, un viejo conocido vuelve a vestir a Chile: nada más y nada menos que la germana Adidas.

Y si bien los modelos de camisetas más recordados son precisamente los de la marca de las tres líneas, lo cierto es que el historial dice que la alianza también ha sido tormentosa, siendo esta la cuarta oportunidad en que estrechan lazos comerciales.

Una historia que comenzó en 1974 para el Mundial de Alemania, continuando para la Copa América de 1979 en donde La Roja sería subcampeón, perdiendo 0-3 ante Paraguay. La novedosa camiseta de rojo intenso y cuello con solapa blanca marcó la pauta que pasó por la cita planetaria de España 82 y que duró hasta el año siguiente.

 

Los años 80 marcaron el regreso de la compañía fundada por Adi Dassler, siendo también parte del vergonzoso episodio de Roberto “Cóndor” Rojas en Maracaná en 1989 frente a Brasil que significó el castigo para los mundiales de Italia 90 y Estados Unidos 94.

 

 

 

Obviamente, el hecho afectó a la imagen de la compañía y no volvería a vestir al equipo hasta 1993, teniendo como su punto alto el tercer lugar de La Roja en el mundial Sub-17 disputado en Japón. Una camiseta con las tres franjas en los hombros que más que nunca está marcando tendencia en las redes sociales.

 

 

 

El último antecedente

Pero como ha sido toda la relación, esta duró solo dos años, teniendo como último partido el amistoso que disputó Chile frente a Argentina en el Estadio Nacional de Santiago el 16 de noviembre de 1994. Fue derrota de la selección por 0-3 con goles de Sebastián Rambert (5’), Marcelo Espina (23’) y Marcelo Escudero (79’) para la Albiceleste.

En ese partido el once inicial de Chile fue con Marcelo Ramírez; Ricardo Rojas, Guillermo Ardiman, Javier Margas, Nelson Parraguez, Miguel Ramírez, Mario Lepe, Fabián Estay, Pedro González, Patricio Yáñez y Rodrigo Barrera. Ingresaron en el segundo tiempo Gabriel Mendoza, Raimundo Tupper, Miguel Rojas, Pedro Reyes y Juan Silva.

 

 

Después de casi 27 años, un contrato de 3 millones de dólares anuales por los próximos cinco años y con varias marcas en el camino, incluso con sus dos archirrivales de Puma (en tres ocasiones, la última entre 2010-2015) y Nike (2015-2021), las tres líneas volverán a vestir de rojo, a la espera de un diseño que sea digno de coleccionar.

 

Foto: Archivo Elías Figueroa